PODEMOS

AYUDARTE

En Cardinal Psicología creemos en tí. Juntos trabajamos para transformar cualquier meta en una realidad.

¿QUÉ PODEMOS HACER POR TÍ?

Trastornos de la conducta alimentaria (TCA)

Contamos con el equipo especialista para ayudarte en tu camino.

Los Trastornos de la Conducta Alimentaria (TCA), son Trastornos Mentales que alteran gravemente la forma de comer (restricciones, atracones, rituales), de pensar (creencias  irracionales), y  la percepción y valoración del cuerpo.

Causan graves consecuencias físicas (desnutrición, obesidad, alteraciones hormonales…), sociales (problemas familiares, académicos, laborales…)  y psicológicas (ansiedad , depresión…), a la persona que lo sufre y su entorno.

La falta de conciencia de enfermedad, la vergüenza o la culpa, en muchos casos,  provoca que las personas que lo padecen no pidan ayuda psicológica, siendo de vital importancia recibir el tratamiento adecuado lo antes posible.

Los más frecuentes son:
 

- Anorexia: caracterizada por una restricción alimentaria, sin mantener unos niveles saludables, una pérdida de peso fuerte por debajo de los valores normales. Alteración de la imagen corporal e importancia exagerada a la imagen corporal.

También va acompañada con conductas compensatorias (ejercicio excesivo, ayuno, laxantes, purgas..) para perder peso, aun estando en unos niveles bajos de peso y que pone en riesgo la salud de la persona que lo padece.

- Bulimia: se caracteriza por la presencia de atracones recurrentes (comer una gran cantidad de comida, en un espacio corto de tiempo, y con sensación de pérdida de control)

Conductas compensatorias recurrentes con el finde de no ganar peso (vómitos, laxantes, ayuno, diuréticos…)

Una autoevaluación exagerada con respecto a la imagen corporal y el peso.

- Trastorno por Atracón: presencia de sobreingestas o atracones recurrentes, asociados con gran malestar psicológico, generando sentimientos de culpa y/o vergüenza, incluso sin tener sensación de hambre o sintiéndose lleno.

Resulta imprescindible un tratamiento específico para estas patologías, ya que las consecuencias de padecerlas, pone en riesgo la vida de la persona.

Habla con nosotros

Terapia Familiar

Trabajamos sobre dinámicas que pueden estar relacionadas con diferentes problemas.

La familia es un sistema tan único como cada uno de los individuos que lo forman.

 

Las familias pueden pasar por diferentes dificultades a lo largo de la vida:

  • Nacimiento de hijos

  • Pérdida de algún miembro

  • Crisis laboral

  • Económica

  • Separaciones o divorcio

  • Crisis de la adolescencia de los hijos (Alta conflictividad…)

En Cardinal podemos ayudar a superar estas dificultades y a trabajar sobre las dinámicas familiares que pueden estar relacionadas con diferentes problemas (trastornos de la conducta alimentaria, adicciones,…).

Habla con nosotros

Trastornos afectivos o del estado de ánimo

Importantes de abordar con el tratamiento adecuado.

Los trastornos afectivos (depresión, distimia, trastorno bipolar,…) se consideran una alteración patológica del estado del ánimo y causan un gran sufrimiento a quien lo padece.

 

Es importante abordarlo con el tratamiento adecuado para no agravarlos y/o cronificarlos.

Somos especialistas en :

- Depresión

- Trastorno bipolar

Habla con nosotros

Problemas de Pareja

En Cardinal os ayudamos a mejorar vuestra vida en común.

¿Tengo la Pareja que quiero?

¿Qué es lo que quiero en mi vida?

¿Mi Relación es Saludable?

¿Me hace Feliz?

¿Es mi Relación Perfecta?

¿Yo soy perfecto?

¿Mi Pareja no se comunica conmigo?

¿Me Comunico yo con mi Pareja?

Las relaciones de pareja frecuentemente no pasan por su mejor momento, siendo relaciones interpersonales, y por tanto, nuestras creencias y nuestra forma de comportarnos van a ser cruciales a la hora de que ésta sea satisfactoria o no.

Una pareja es más que la suma de dos personas, es la unión de dos sistemas de valores, familia, cogniciones… que pueden llegar a conflicto ante la situación más insignificante.

Si crees que estás pasando por una crisis en tu relación, desde Cardinal, te ponemos en manos de nuestros mejores profesionales formados en la materia, para que tu relación pueda seguir construyéndose de una manera saludable y satisfactoria.

Habla con nosotros

Adicciones

Podemos orientarte en tu proceso de superación.

 Las adicciones podemos clasificarlas en el consumo de sustancias, el juego patológico y otras de tipo comportamental, todas suelen surgir como un manejo inadecuado de situaciones a las que nos hemos tenido que enfrentar a lo largo de nuestra vida.

Las conductas adictivas producen pérdida de control, siendo esta sensación difícil de identificar, y generando un “falso control” de la situación.

Sustancias altamente adictivas:

  • Tabaco

  • Alcohol

  • Cocaína

  • Cannabis

  • Éxtasis

  • Fármacos

Juego:

  • Redes sociales

  • Teléfono Móvil

  • Internet

  • Videojuegos

  • Juegos de azar

 

Comportamentales:

  • Sexo

  • Compras

  • Ejercicio físico

  • Pornografía

Las conductas adictivas generan malestar en todos los hábitos de tu vida: familiar, laboral, económico y legal. Se considera un trastorno cerebral porque genera cambios funcionales en los circuitos del cerebro que participan en la recompensa, el estrés y el autocontrol.

 

En la actualidad un porcentaje muy alto de la sociedad que sufren algún tipo de problema adictivo no reciben ayuda alguna, sin embargo, los datos demuestran que el tratamiento psicológico reduce la dependencia comportamental o a la sustancia o, lo cual hace que mejoren otros aspectos de su vida, volviendo a funcionar productivamente dentro de la familia, el trabajo y la comunidad.

¿Cuándo se considera una adicción y deja de ser un hábito?

Desde Cardinal Psicología lo tenemos muy claro, la línea que lo separa es la pérdida de control y el sentimiento que produce en nosotros el uso o abuso de ella. Suele generar sentimientos negativos en nosotros, rabia, vergüenza, ira y sobre todo un alto nivel de culpa.

Habla con nosotros

Autoestima

Te ayudamos a construir una autoestima sana.

La Autoestima es el resultado de la opinión que tenemos sobre nosotros mismos, en función de nuestros pensamientos, juicios, creencias y afectos. Puede variar a partir de  las experiencias positivas o negativas que tengamos.

Para algunas personas, bien sea porque están pasando por algún acontecimiento vital o por la visión que tienen de sí mismos, esta valoración es siempre negativa, generando sentimientos de incapacidad y falta de valía.

¿Crees que no eres suficiente?

¿Piensas que no vales para conseguir lo que te propongas?

Desde Cardinal, te ayudamos a construir una Autoestima sana, con un conocimiento adecuado de ti mismo y aceptación personal.

Habla con nosotros

Síntomas
  • Utilización injustificada de dietas restrictivas

  • Estado de preocupación constante por la comida

  • Interés exagerado por recetas de cocina

  • Sentimiento de culpa por haber comido

  • Comportamiento alimentario extraño 

  • Pérdida de peso injustificada

  • Miedo y rechazo exagerado al sobrepeso

  • Práctica de ejercicio físico de forma compulsiva con el único objetivo de adelgazar

  • Percepción errónea de tener un cuerpo grueso, distorsión de la imagen corporal

  • Intentos de esconder el cuerpo con ropa ancha, por ejemplo

  • Alteración del rendimiento académico o laboral

  • Aislamiento progresivo

Síntomas
  • Conflictos frecuentes con los hijos por las normas

  • Ausencia de normas y límites en casa

  • discusiones frecuentes entre los padres

  • No hay comunicación entre los miembros de la familia

  • Problemas de conducta en los hijos

  • Problemas psicológicos en varios miembros de la familia

Síntomas
  • Tristeza prolongada

  • Incapacidad para concentrarse, indecisión

  • Ataques de llanto inexplicables

  • Sentimientos de culpa, falta de valor

  • Cambios significativos en el apetito y los patrones del sueño

  • Irritabilidad, furia, preocupación, agitación, ansiedad

  • Pesimismo, indiferencia

  • Pérdida de energía, apatía persistente

  • Incapacidad para disfrutar de intereses anteriores, retiro social

  • Dolores inexplicables

  • Continuos pensamientos de muerte o suicidio

Síntomas
  • Problemas de comunicación: expresiones incorrectas, reproches, discurso emocional, insultos, etc.

  • Sensación de pérdida de libertad y autonomía por parte de uno de los miembros de la pareja.

  • Tratar de cambiar la manera de ser de la otra persona.

  • Falta de habilidades de resolución de problemas.

Síntomas
  • Sentir que tienes que consumir con frecuencia, ya sea diariamente o incluso varias veces al día

  • Consumir mayores cantidades durante un período de tiempo más largo del que tenías pensado

  • Asegurarte de tener sustancias disponible

  • Gastar en tu adicción dinero, incluso cuando no puedes pagarla

  • No cumplir con las obligaciones y responsabilidades laborales, o reducir el tiempo que dedicas a actividades sociales o recreativas debido al consumo

  • Dedicar mucho tiempo a intentar obtenerla, a consumir o a recuperarte de sus efectos

  • Fracasar en tus intentos de suspender el consumo

Síntomas
  • Estar siempre a la defensiva

  • Ser excesivamente crítico

  • Sentirse apagado

  • No tener en cuenta las opiniones de los demás

  • Tener la sensación de no avanzar

  • Sentirse inseguro

  • Tener dolores corporales

  • Ser indecisos

  • No se valoran

  • Se sienten continuamente evaluados

  • Son pesimistas, creen que todo les saldrá mal